ENLACES ICG

 

Programas de Estudios:  http://www.grafologiauniversitaria.com/masters.htm

Artículos y material de los Directores:  http://www.grafoanalisis.com/vinals&puente.htm

Líneas de Investigación: http://grafologiauniversitaria.com/grupos_investigacion.htm

Manuales universitarios: http://grafologiauniversitaria.com/libros%20celdas.htm

Blogs: http://www.grafoanalisis.com/icg-blogs.htm

TV – Videos: http://www.grafoanalisis.com/icg-Tv-video.htm

TVE la 2, Caso Anna Permanyer:

http://www.rtve.es/alacarta/videos/ciencia-forense/ciencia-forense-caso-permanyer/3416120/

Radio - Audio ICG:  http://www.grafoanalisis.com/icg-radio.htm

Noticias :  http://grafologiauniversitaria.com/NOTICIAS_ICG.htm

http://www.grafoanalisis.com/NOTICIAS_AGC.htm

Referencias en prensa:

http://www.grafoanalisis.com/icg-prensa-referencias.htm

ICG Revistas: http://www.grafoanalisis.com/ICG_REVISTA_ELECTRONICA.htm

ICG Información:  http://www.grafoanalisis.com/ICG_presentacion.htm

http://www.grafoanalisis.com/ICG_calidad_investigacion.htm

ICG: Vínculos  http://www.grafologiauniversitaria.com/

http://www.cienciasforensesuab.com/

http://www.policiacientifica.org/

Facebook: http://www.grafoanalisis.com/icg-facebook.htm

www.grafoanalisis.com

 

GALERÍA DE PERSONAJES CONTEMPLADOS

GRAFOLÓGICAMENTE

 

 

 

                                                                          J. TUTUSAUS

BOLETÍN NÚMERO 13, Segundo semestre 1994

 

 

 

STALIN

 

            Josif Vissariolovich Dzhugashvili, llamado Stalin, nació en Georgia y murió en Moscú en 1953. Estudió en el seminario de Tiblisi (1894) y sintió la llamada a la subversión y a la revolución. Fue detenido más de tres veces y escapó en todas ellas. En 1912 se le encargó editar "Pravda" y tomó el sobrenombre de "Stalin" (acero), que sustituyó al de "Koba" (indomable). En 1917 contribuyó a detener el posible separatismo de las nacionalidades. Ocupó Georgia en 1925. El testamento de Lenin (1924) sugería la elimina­ción de Stalin, pero éste consiguió escamotear el documento. En 1925, tras una fiera lucha ideológica, apartó a Trotski, a quien desterró. En 1929 supri­mió los "kulaks" (propiedades agrícolas) e implantó la colectivización forzo­sa, haciendo caer en desgracia a Bujarín, Rikov y Tomski, contrarios a ella. En 1934 hizo ejecutar a un centenar de oponentes y, posteriormente, desen­cadenó los grandes procesos de Moscú que liquidaron a la vieja guardia bol­chevique.

 

            En 22 de junio de 1941, la URSS fue atacada por Hitler y Stalin asu­mió todos los poderes y lanzó la consigna de practicar el sistema de tie­rra quemada. Se atribuyó personalmente la victoria de Stalingrado, gloria que posteriormente se le ha discutido. Con la disolución del Komintern, asestó un duro golpe al movimiento comunista internacional (1943).

 

            Son bien conocidas sus "purgas", deportaciones a la Siberia y des­trucción de todo tipo de nacionalismo. Antes de su muerte ejecutó a más de 40 médicos rusos alegando que Dimitrov de Bulgaria había muerto por estar rodeado de médicos (!).

 

            Ovid Gortchakov, intérprete oficial en lengua inglesa y distinguido espía, quien se dispone a contar su verdad en una autobiografía titulada Pros­crito, entre otras cosas comenta: "No se parecía nada a un genio. Sufría cri­sis mentales y estaba dispuesto a creer a cualquiera que le adulara. (...) Tenía por regla eliminar a cuantos agentes habían trabajado en Occidente...".

 

            Gortchakov escapó a los rigores del dirigente por sus talentos como traductor y fue testigo de las últimas palabras de Stalin: "Debemos ser más enérgicos y luchar para triunfar... Debemos conquistar América". Poco des­pués sufrió un derrame cerebral y al cuarto día falleció. "Me alegré de su muerte", añade Gortchakov.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

           

 

 

Es una escritura en mazas + acerada con otras irregulares de pre­sión: empastamientos, perfiles recios, trazos cortantes, engrosamientos, etc.

 

            El conjunto de la escritura revela cierto primitivismo y tosquedad. Los empastamientos en el conjunto de una presión que revela violencia y brutalidad impositiva son frecuentes en muchos escritos de individuos cuya tensión sexual no se descarga normalmente, sino en forma destructiva (des­truir para construir).

 

            Los tildes de "t" y de la fecha son altos (también en "J") y gruesos, amén de acerados; ello es exponente de una sobrevaloración de las propias ideas que impone despóticamente y la sobrevaloración de la propia fuerza en las decisiones. Es evidente la cólera cuando se ve desobedecido, así como la intransigencia. Se deleitaba tanto en el mendo como en la ambición. Es evidente el orgullo herido si no se aceptan sus ideas por la preocupación al­tiva de mantener el prestigio. Tanto las barras altas como descendentes po­nen de manifiesto la tendencia a quitar méritos a los demás.

 

            La letra "S" de la quinta línea es expresión de sentimientos reivin­di­cativos y de venganza (ver además la letra "d" en la misma palabra). Los arpo­nes son la indicación de aferramiento obstinado a sus ideas y deseos de forma que una discusión para convencerle debía resultar infructuosa.

 

            La irregularidad de presión (atascamientos y descargas) pone de ma­nifiesto la violencia a punto de estallar y las descargas imprevistas. Los per­files gruesos expresan la falta de compasión, la indelicadeza, la dureza y la falta de sentido ético.

 

             El Profesor Gille, comentando este grafismo en la Dynamique des pulsions (Expresión de las pulsiones de Szondi en la escritura), clasifica este personaje como "e-", o sea Epileptoide negativo, por lo que le atribuye una difícil distinción entre el bien y el mal, la ausencia de piedad y un control ético inexistente, lo cual no es excluyente, sino propio de terroristas y revo­lucionarios que "se revuelven contra las injusticias de los hombres" como compensación. "La agresividad es descargada de forma histérica" (Marche­san dice exactamente lo mismo respecto a los acerados gruesos, principal­mente subterráneos). Los acerados son siempre exponente de la sospecha y desconfianza paranoides. La imposición violenta, aplastando a los débiles, se deduce de las barras triangulares, las mazas verticales y horizontales y los abultamientos.

 

            Las reacciones inesperadas y expeditivas, más bien caprichosas, se deducen, asimismo, de la falta de estabilidad de la base de letras de cada palabra.

 

            Todo lo antedicho se agrava al observar la falta de espaciamiento entre palabras en relación a la acumulación de un exceso de energías y voli­ciones subjetivas. Ello da lugar a la falta de espera, la inmediatez y el dejar­se llevar por la pulsionalidad. Ve las cosas como quisiera que fuesen y la inestabilidad observada no favorece una clara visión de la realidad y la res­ponsabilidad.

 

                                                      *

 

LUIS ROLDÁN IBÁÑEZ

 

            A continuación se presenta la escritura de Roldán aparecida en el diario "El Mundo", aunque con algún defecto de reproducción inevitable.

 

            Se observan, al igual que en la firma, los rasgos ascendentes en el inicio de las letras "m", "n", "y", "i", "l", etc. que parten de la zona infe­rior. Esto, como dijimos en términos parecidos en el número anterior en rela­ción con la firma, es exponente de una intencionalidad que surge de una preocupación materialista.

 

            Al propio tiempo, son predominantes los finales reentrantes, ocultan­tes o incurvados hacia abajo o por debajo, principalmente en la letra "s" final. Es indudable que este rasgo "compensatorio" tiene que ver con los ini­ciales mencionados.

 

            Los gestos-tipo más distintivos son los precedentes y para su inter­pretación hay que seguir, por lo menos, los dos principios siguientes:

 

               1ºLos iniciales (presentes o ausentes) deben ser interpretados mediante la comparación e interrelación con los finales, sin prescindir del resto de características. Esta comparación per­mite una "resultante" un tanto firme.

 

               2ºSiguiendo la indicación de D. Luis Martínez Villa, nuestro querido colega y asesor, quien cita a Crépieux-Jamin, es preciso aplicar el siguiente principio: "Cada vez que un sig­no grafológico se manifiesta con intensidad, podemos estar seguros que genera interesantes resultantes de orientación".

 

            Los finales reentrantes constituyen, en este caso, la ocultación neuró­tica de los hechos realizados y manifiestos en la "intencionalidad menciona­da". Aunque pudiera parecer arriesgado, ello indica que si hay ocultamiento hay realización, máxime cuando existe una previa obsesión materialista que expresa, asimismo, una necesidad a colmar.

 

            Son rasgos coadyuvantes la poca distancia entre letra y letra, o sea cierto estrechamiento de las palabras, lo cual no es exponente de generosidad y donación de sí, sino de todo lo contrario. Los buclajes de "m" y "n" nos hablan de cierta avaricia y concentración en los intereses propios.

 

            La sinceridad y naturalidad quedan mermadas a causa de los resegui­mientos y características expuestas en el párrafo anterior. La ocultación de intenciones manifiesta, la falta de despego de sí mismo y el retorno constan­te sobre las experiencias (desagradables) experimentadas, le han hecho cauto y astuto, lo cual se confirma, asimismo, en un signo que, generalmente, expresa la posibilidad de deslealtad y/o traición (cambios coyunturales efec­tuados a espaldas de los demás, inopinadamente, a causa de resentimientos acumulados o circunstancias oportunistas), que es el carácter serpentino de la línea que, aunque es leve, adquiere fuerza por hallarse en un contexto de "anima" (guirnaldas bucladas, óvalos plenos, etc.), o sea de mucha influen­ciabilidad femenina. Esta característica ayuda a "huir, a no ser visto y a esquivar los escollos como una nave que anda entre islotes para no ser loca­lizada".

 

            En resumen, los actos de incorrección materialista, la falta de since­ridad y la astucia, así como las carencias debidas a que el sujeto está bastan­te anclado en el estadio "oral", son lo más saliente de este análisis, efectuado con una finalidad restrictiva, o sea, la determinación de la moralidad o inmo­ralidad de Roldán.

 

 

 

Agrupación de Grafoanalistas Consultivos de España.- asociación profesional de grafología miembro de pleno derecho de la ADEG

c. Aragón 156, principal - 08011  Barcelona (Spain) - Telf. (34) 93 452 12 28 - Fax (34) 93 323 24 71